Entrevista Asociación Cultural Albaceteña de Recreación Histórica (A.C.A.R.H.)


Entrevista Asociación Cultural Albaceteña de Recreación Histórica (A.C.A.R.H.)

PH- ¿Nos gustaría saber como nace su asociación, en el sentido de cual es su base de cara a la historia y que metas persiguen sus miembros, y sobre todo, que imagen quiere dar de cara al público?

ACARH-  Nuestra Asociación nace de la inquietud de algunos compañeros, por poner en práctica la historia militar pasada, no solo estudiarla o verla en documentales, sino vivirla desde dentro, como si de un soldado que está en plena batalla se tratase.

Como meta principal nos marcamos el recrear con total exactitud y con todo el respeto, al combatiente que por defender sus ideas o su patria se dejaba la vida en el campo de batalla. Todo esto sin hacer ningún tipo de apología ni glorificación de la guerra, ni amparar ideas xenófobas o políticas radicales.

Nuestra idea al recrear hechos reales es dar una imagen de grupo serio, formal y sin fisuras. Para que las personas que nos vean recrear, se sientan inmersas en la trama como protagonistas de ese hecho histórico del que está siendo testigos. Desde el principio somos conscientes que profundizar en el conocimiento de la historia militar en todos sus períodos históricos puede ocasionar malas interpretaciones, y por ello queremos dejar suficientemente claro que no pretendemos exaltar ningún conflicto bélico como tal ni identificarnos con ninguna determinada ideología. Nuestro único deseo es fomentar la afición por la recreación histórica del público en general. Intentamos revivir el pasado mostrando y reviviendo algunos de sus aspectos, para educar y al mismo tiempo entretener al público, para hacer más cercana la Historia y despertar su interés en ella. De sobra sabemos que una recreación nunca podrá ser fiel a la realidad original. Somos conscientes de ello, pero intentamos aproximarnos con la máxima fidelidad a ese pasado pero siempre teniendo en cuenta que se parte de una realidad diferente a la que se pretende retratar. ACARH retrata el pasado pero no es ese pasado, sino un presente muy consciente de serlo. Nos dimos cuenta que sería una hermosa aventura compartir esfuerzos y ver luego resultados. Unir fuerzas, trabajar en equipo es siempre una fórmula exitosa.

PH- ¿Con que tipo de archivos se documentan para la investigación de localizaciones uniformidad, armas y desarrollo de los acontecimientos ocurridos?

ACARH- Principalmente con Internet, luego también con documentación bibliográfica, sobre todo de la Guerra Civil Española por que en nuestra ciudad se halla el archivo de las Brigadas Internacionales ( CEDOBI ). En cuanto a uniformidad y armamento, contamos entre nuestros miembros con personas expertas en estos menesteres que nos ayudan cuando surge algún problema. Agradecemos la colaboración y participación de ayuntamientos, de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, de coleccionistas de uniformes, de medallas, de todos aquellos artículos relacionados directa e indirectamente con los conflictos bélicos y de otros colectivos del rescate histórico a través de la recuperación de las vivencias personales cuándo sea posible y de los fondos fotográficos, sonoros y gráficos que posean valor histórico.

PH- Hablando sobre las recreaciones y su desarrollo.¿Nos podría relatar de forma breve el desenlace de unos de estos eventos, para que los lectores puedan hacerse una idea de lo que se pueden encontrar en este tipo de acontecimientos?

ACARH- Bueno, básicamente es poner en práctica todo lo estudiado y sabido de una batalla o de una escaramuza en concreto. Se montan varios campamentos (tantos como contendientes sean) y basándose en el hecho real, se traza un guión acorde a los recreadores asistentes y al material disponible. Si el evento dura mas de un día (lo normal es de dos a tres días) el primero y el segundo son para montar el display con todo el atrezzo, para que él publico vea como vivían los soldados en sus tiendas o puestos de combate, y el último día normalmente es cuando se hace el acto en sí de la recreación, que normalmente es una batalla con vehículos de época y fuego simulado.

PH- ¿Cómo ve el público asistente este tipo de recreaciones?

ACARH- Es de suponer que el público en general, desde la posición de simple espectador, vea estos eventos con curiosidad y como no, con cierta reserva. Se suele oír en todas las recreaciones las palabras “estos son unos nazis” o “con la que está cayendo, estos haciendo batallitas”. La acogida ha sorprendido a propios y extraños.
Por eso durante los días de exposición y campamentos, solemos hablar con todo el público que se acerca para explicarles, que esto que hacemos es para que vean, como los soldados Vivían, comían, dormían etc., para que vean, que las guerras por desgracia son así de duras y crueles, y para que vean, que los hombres y las mujeres que llegado el momento tienen que defender su país, son personas como los demás, que tienen familia, miedos, y sentimientos.
Por ello la inmensa mayoría de las veces, la gente se va a casa convencida de que no somos bichos raros, ni paramilitares extremistas. Incluso hemos tenido personas que en un momento dado han querido formar parte de la recreación. Nos sorprendemos gratamente cada año al acudir a los diversos eventos en los que participamos. Queremos que la gente disfrute, al menos lo intentamos y que no se sienta intimidada, que pregunte lo que quiera, que se involucre, que participe. Intentamos que quienes nos visitan sean los que disfruten y al mismo tiempo aprendan y nuestra labor es precisamente esa, ser nexo de unión y enseñar lo que sabemos y que nos enseñen a nosotros también por supuesto.

PH- ¿Qué otras actividades a parte de las recreaciones podemos encontrar en esta asociación?

ACARH- Realmente, nuestra asociación es relativamente joven, en comparación con otras del mismo tipo. Pero no por ello menos activa en otros campos.

Solemos estar en todos los foros de opinión que actualmente existen en Internet, y sobre todo haciendo acto de presencia en nuestra ciudad. Este año hemos dado apoyo a unas jornadas sobre la División Azul, aportando material y documentación de nuestra propiedad para que los ponentes tuviesen una base sólida y presencial en la que apoyarse a la hora de dar sus charlas.

Aparte de esto, nos solemos reunir y tratar temas de uniformidad, armamento y disciplina. Y por supuesto un par de veces al año como mínimo, durante un día nos juntamos en el campo y disfrutamos de una comida y una convivencia que nos hermana y nos ayuda con los problemas que tenemos.

PH- ¿De que tipo de armamento y equipo se guarnece esta asociación y de que forma se instruye a sus miembros sobre estas determinadas armas?

ACARH- Bueno, hemos de decir que aunque por desgracia no tenemos subvenciones oficiales, ni recibimos ningún tipo de ayuda de  patrocinadores privados, tenemos un buen fondo de armario en cuanto a armamento y equipo, conseguido gracias al esfuerzo económico de nuestros socios. Es necesario mucho más apoyo institucional, la recreación puede llegar dónde la ilusión y la voluntad de los grupos de recreación histórica lleguen.  En cuanto a armamento, teniendo en cuenta que mayoritariamente nuestros socios recrean Segunda Guerra Mundial, tenemos armas cortas, largas y de apoyo ligero, de fogueo o de airsoft, y en cuanto al equipo tenemos por supuesto los uniformes completos y diverso material de atrezzo, como tiendas de campaña, teléfonos militares, cajas de munición, sacos terreros y dentro de muy poco hasta una moto con sidecar y una ambulancia militares.

En cuanto a instrucción, tenemos la inmensa suerte de contar entre nuestros miembros con la presencia de un antiguo sargento alemán del Bundeswehr y de su inestimable ayuda. Este compañero nos instruye en vocabulario, ordenanzas, a acatar ordenes y a ponerlas en práctica. Cosa que él hace gustosamente y además disfruta tanto como nosotros haciéndolo, lo dicho, una verdadera suerte.

PH- ¿Qué medidas de seguridad se toman, tanto en base al recreador como al público asistente?

ACARH- Bueno, normalmente se acordona mediante vallas u otros tipos de señalización, las zonas donde el publico no puede entrar, por ser estas zonas potencialmente peligrosas para ellos  (puede haber depósito de pirotecnia o vehiculos en movimiento).
Durante el tiempo que dura el display, dentro de los campamentos y zonas acordonadas, siempre hay recreadores que vigilan el lugar, y solamente dejan pasar a las zonas peligrosas a un cierto número de visitantes, para enseñarles objetos, armamento y vehículos. Invitando a estas personas a abandonar la zona al acabar la visita.

En cuánto a la seguridad que se toma en relación con los recreadores, hay que decir que por parte de la organización siempre se informa muy claramente a todos los grupos, de donde están las zonas en las que va a haber peligro por pirotecnia o por movimiento de vehículos. Y sobre todo a la hora de la recreación propiamente dicha, los recreadores siempre conocemos, donde se colocan los artefactos pirotécnicos, los movimientos de vehículos, el número y posición de las armas detonadoras (para no establecer un contacto directo con los fogonazos) y el guión de la batalla a recrear.

 

PH- Seguramente mucha gente haya podido saber de este tipo de Asociaciones de forma casual, pero tal vez la falta de información, unida a la poca difusión de estos grupos, haya podido causar su desinterés por ser miembro de algunas de estas Asociaciones.

¿Qué requisitos y condiciones han de cumplirse para formar parte de su asociación?

ACARH- Ser mayor de edad, a lo que habría que añadir unas inmensas ganas de afán de superación. Queremos ir superándonos año tras año. Con la recreación crecemos también a nivel personal en el aspecto físico, por todo lo que supone manejar el equipo de combate, el calor de la uniformidad, todo ello te hace crecerte ante la adversidad, que sonría uno a pesar del cansancio, a no contrariarse ante los imprevistos. También el aspecto espiritual es ciertamente relevante, con el ejercicio de esta actividad lúdica matamos dos pájaros de un tiro como suele decirse, alcanzamos por un lado que el público que asiste a los eventos se divierta, pero por otro lado, nosotros mismos tenemos una sana satisfacción, un sano orgullo por el trabajo bien hecho que ha redundado en beneficio de todos. Con la recreación nos podemos acercar lo máximo posible a las vivencias que podían experimentar los soldados, revivir el pasado y mostrar su lado más personal, que pertenencias llevaban en sus bolsillos, que sentían antes de entrar en combate, en suma, podemos viajar en el tiempo. En fin, con esta actividad recreativa se nos presenta la idea de conocer nuestra propia historia, aprender de nuestros errores para que así no vuelvan a repetirse, y es responsabilidad nuestra transmitirlo a las próximas generaciones.

PH- ¿Que ofrece su asociación a las personas interesadas en formar parte de ella?

ACARH-  Queremos ser lo más estricto posible a la hora de establecer metas y objetivos. Trazar unas líneas maestras y seguirlas y pretendemos alcanzar unos objetivos claros y diáfanos y ser realistas. Sin duda alguna es ahí dónde está la clave que separa el éxito del fracaso. Pretendemos con la recreación conocer mejor los hechos del pasado, sin duda es emocionante ponerse en la piel de otra persona, de otra época, de otra forma de entender la vida y al mismo tiempo es enriquecedor abrirse a otras vidas, a otras realidades y superarse desde un punto de vista personal. Les ofrecemos que vivan y sientan la Historia. Prometemos muchísimas y muy divertidas emociones. “Que no han de faltar muchas y muy numerosas aventuras…”.

PH- Nos gustaría saber sobre que nuevos proyectos y eventos tienen como objetivo esta asociación.

ACARH-  En el momento actual algunos de los miembros más avezados y curtidos en mil batallas de ACARH están preparándose para un evento que tendrá lugar en Bélgica en fechas próximas, anteriormente ya han estado en otros celebrados más allá de nuestro suelo patrio, como el celebrado en Inglaterra (Beltring) o en tierras de Eslovaquia (Sahara). La mayor parte de la sección de la II Guerra Mundial de ACARH participa en actividades recreativas que tienen lugar a lo largo y ancho de toda la geografía española, todavía recordamos con sumo placer las jornadas vividas en Valencia y que vivimos plenamente el pasado mes de mayo, invitados por nuestros amigos de la Asociación Cultural de Amigos del Museo Histórico Militar de Valencia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s